Kimi ni Todoke

·

Cuando te hablan de shojo alguien te saldrá con que debes ver sí porque sí Kimi ni Todoke. Tenía ganas de mi dosis de azúcar del mes y me decidí a verlo. Cuenta con mucha popularidad, su manga sigue en circulación, su adaptación al anime tuvo dos temporadas, es uno de los animes mejor rankeados en las páginas de este tipo, tiene dos protagonistas adorables y fue cuando me pregunté ¿quién soy yo para resistirme a ver una historia que de seguro me enamorará?

ERROR.

Sinopsis
Sawako Kuronuma, apodada Sadako por sus compañeros dado su parecido con el personaje de Ring, siempre se ha expresado mal, o mejor dicho no sabe cómo hacerlo. Su mejor intento de una amable sonrisa es fácilmente confundido con un gesto psicótico o la cara del más aterrador espíritu maligno, impidiendo esto durante toda su vida que la gente conozca su dulce e inocente carácter. Hay rumores sobre que Sawako puede ver fantasmas, maldecir a las personas y traer mala suerte a quien se aproxime a ella. Pero cuando el popular muchacho Shota Kazehaya, comienza a hablar con ella todo cambia; se encuentra en un nuevo mundo, tratando de hacer amigos, hablando con gente diferente y no puede agradecer lo suficiente a Kazehaya por darle estas oportunidades. Lento pero seguro florece un dulce amor entre los dos que deberá superar muchas circunstancias y obstáculos en el camino, especialmente las inseguridades y temores de ambos.

Kimi ni Todoke es un manga y anime de romance, creado por Karuho Shīna. Fue publicado por Shueisha en Bessatsu Margaret desde el 2006 y se llevan publicados 86 capítulos en el manga . En el 2008 ganó el premio anual Kodansha Manga Award como mejor manga Shōjo. En el 2009 se inició la primera temporada del anime que constó de 25 capítulos, debido a su buen recibimiento dos años más tarde se estrenó la segunda temporada que esta vez constó de 13 capítulos.


Sawako es una chica tierna, sensible y amable pero a excepción de sus padres parece que nadie se da cuenta porque gracias a su larga cabellera negra, sonrisa que tiende a ser de psicópata involuntariamente y el triste parecido de su nombre con el de la chica del Aro, todos asumen que es un ser maligno con poderes sobrenaturales. Los rumores se han expandido y seguido debido a la paranoia de sus compañeros, y por más que trate de aclararlos su mala suerte siempre la hará parecer más siniestra de lo que es en realidad.

Sawako intenta mezclarse en su clase, en los primeros episodios pudimos ver su dura lucha contra la soledad y el aislamiento. Sus esfuerzos e intentos por mezclarse eran inútiles y eternamente tristes, hasta que llega Kazehaya. Así él comienza a empujar lentamente a Sawako a la aceptación social, con sus sonrisas y palabras de apoyo, sin darse cuenta en el corazón de Sawako va naciendo un sentimiento que desconoce. No obstante, y aunque Sawako no tenga idea de que pasa, desde el primer capítulo del anime se nos muestra como Kazehaya ha estado enamorado de Sawako desde aquel día en donde le sonrió alegremente.

Creo que se me resbalo una pequeña lágrimilla cuando comenzaba a conocer acerca de Sawako, y es que menciona prota adorable y aparecerá Sawako, su timidez y encanto escondido sólo te dan ganas de abrazarla. Me sentí frustrada de que no fuese algo más extrovertida pero la entendía y me agradaba. También tenemos a Kazehaya que a pesar de ser tachado del chico popular, esta vez "la popularidad" tiene una nueva cara, y es que todos TODOS aman a Kazehaya, hasta TÚ lo amarás independientemente de tus sexo, raza, religión o si tu sangre es color verde fosforescente. Es encantador, dulce, tierno, incondicional apoyo de Sawako y sus constantes sonrojos con respecto a las miradas o sonrisas de ella son super tiernos. Me resultó diferente que el chico fuese el primero en darse cuenta de sus sentimientos, ya que como sabemos en este tipo de historias casi siempre es la chica quien se da cuenta primero. Pero no sólo el interés amoroso va al recate de Sawako, también tenemos a sus dos primeras amigas Chizu y Ayane . Ellas se acercaron a Sawako por cierto tipo de remordimiento al verla tan solitaria, pero sus personalidades tan distintas hicieron que se complementarán entre las tres. Su relación es dinámica y me gusta que la amistad juegue un papel importante. Y así como llegaron Chizu y Ayane, otros fueron llegando y de esta forma seguiremos el largo proceso de adaptación de Sawako. 

La animación es delicada, simple y perfecta para la historia. Los colores utilizados en el diseño son en su mayoría pasteles, dando como resultado una animación muy femenina, que es lo que esperas en un shojo. La banda sonora encaja a bien en la estética creada, mis temas favoritos fueron el primer opening Kimi ni Todoke por Tanizawa Tomofumi, y el primer ending Kataomi por la super gruesa y oscura voz de CHARA. Si me preguntan mi personaje favorito ha sido el profesor suplente Pin, un desmadre total.

Pero a diferencia de muchos y a pesar de lo dicho arriba creo que Kimi ni Todoke no es un anime para todos, y en ese grupo me incluyo yo. Las alabanzas hacia él son dadas gracias al objetivismo y mi opinión acerca de la mitad de la primera temporada, porque la dura verdad de la situación es que Kimi ni Todoke me aburrió a un nivel asombroso. Comencé adorando enormemente a mi pareja protagónica, eran encantadores pero esta historia no avanza, es como si estuviesen en un limbo color rosa pastel en donde el amor lo puede todo, en donde no se pueden decir las cosas en cara, en donde los más pequeños e insignificantes detalles generan malentendidos. Sawako sólo evoluciona con lo de hacer amigos porque con respecto a sus sentimientos hacia Kazehaya ha causado la obstinación de una persona muy pero muy paciente (osea yo). Mi molestia incrementó monstruosamente con la segunda temporada, no quiero decir un spoiler pero será algo sencillo ¿saben que pasó en la segunda temporada? yo les diré, NADA. Interprétenlo como plazcan. Una parte ingenua de mí creía que la primera temporda estaría concentrada en la amistad y en el inicio de su amor, está bien. Pero la base de la segunda temporada es una ridiculez, provoca sacarlos de la pantalla y darles un par de cachetadas a cada uno.  Había más malentendidos que en la novela que ve mi madre al mediodía y créanme que eso es mucho.

Pensaba que Sawako sería más confiada con el paso del tiempo pero seguía menospreciándose y siendo pesimista, y Kazehaya quien se supone tiene algo más de seguridad, al final es igual de inseguro que Sawako. Sé que hablando de esto, puedo sonar como la típica espectadora que desea que la pareja se bese pero no es así, yo buscaba algo más que no me dió este anime.

No me refiero a besos, sino aunque sea acercamientos románticos reales, o siquiera que se abusara más de lo cómico en la trama para rellenar los inmensos huecos de los protagonistas, sin embargo, no agregaron la dosis justa ni de romance (porque le falto mucho) y tampoco de humor (porque también falto, no tanto como el romance pero a mí me ha dejado insatisfecha).


Kimi ni Todoke no me emociono románticamente, no me hizo suspirar, ni reír como es debido, me pareció un pozo sin fondo de drama gratuito. Es triste porque se te hace imposible odiar el modelo de la pareja protagónica que nos presentan  pero, no quiero ver a una pareja que ni es capaz de mirarse a la cara, y en donde la comunicación es tan nula como para generar tantos problemas luego de tanto tiempo.

*No es que sea inmadura . . . pero se besan en el capítulo 71 del manga, por si se preguntan. Tarde pero aún sigue siendo el triple de mejor que en Skip Beat! 

8 comentarios:

  1. ¡Wow, no estoy sola en este mundo! ¡Que suenen los aleluyas! Pensé que era la única loca que se aburría con Kimi ni Todoke mientras los demás alababan todo lo referido a esa serie. Me pasó lo mismo que a vos, la primera temporada me gustó aunque esperaba algo más, pero la segunda me dejó con gusto a poco. Y pensaba que en el manga tendría algo más, pero fue soporífero, jaja.
    No hay manera de que entienda el fanatismo por esta serie, a no ser que piense en la forma de ser de los japoneses, ya que una historia así no sería posible de este lado del planeta. Ambos protagonistas son adorables, pero me temo que la han estirado demasiado.
    Ah, y lo de Skip Beat ya comienza a parecérsele, y yo que defendía ese manga a muerte :(
    En fin, genial la reseña.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tranquila conozco a varios que me apoyan. Sé que quieren tratar el tema del "amor puro" pero está completamente mal llevado, y es muy muy muy aburrido. Hasta en las películas de las princesas Disney los romances son más "maduros".

      Ni me menciones Skip Beat! que la autora se ha pasado ya tres casas, a mi Kyoko que era una chica algo tonta pero fuerte e inteligente me la ha convertido en una estúpida total por ya ¡casi un año!

      Abrazos!

      Eliminar
  2. ¡¡Hola!! Por si no lo has visto y para que no te lo pierdas: sorteo de un ejemplar firmado de “Pablito no quiere nacer”. Espero que te guste y que te animes.

    Un besito,
    Isa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! para ti también, y desearía participar en el concurso pero no soy de España, que penita :(

      Eliminar
  3. Hola estoy de acuerdo contigo, la historia no me lleno emocionalmente, no me hizo suspirar tal vez un tanto aburrida , pero de cierto punto fue entretenido ver como Sawako crecía emocionalmente.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sawako es una protagonista adorable, lástima que la historia amorosa fuera tan tan...

      Eliminar
  4. A ver, es una historia sencilla y sin mucha pretensión...y creo que eso es lo genial de la historia en si. Sawako desespera, es cierto, pero desde el principio ya sabes que van a terminar juntos...lo sabes. Me parece precioso que sea él quien desde el principio se enamore, y ella va descubriendo lo que es el amor...yo creo que es muy real y q estamos muy acostumbrados a la idea de que el amor es rápido...cuando en realidad es una lenta flecha que llega al corazón sin darnos cuenta. Es por eso que valoro y me siento representada por ese espiritu duditativo constante de Sawako y también esa vergûenza q impide que saquemos a relucir nuestros deseos de manera natural. Yo ahora ya tengo una edad y me recuerda mucho a mi adolescencia. Recuerdo esa duda perenne y la imposibilidad de decir "me gustas" aun cuando era una evidencia. Si, desespera...pero me hace sonreír ese desespero, pq yo también lo sentí, y sufrí con esa incertidumbre y terminé ganando...lo que viene después ya no tiene tanta importancia creo. Que bonita es la duda y el sufrimiento de no saber aun cuando lo intuyes. La historia no es sobre su amor, es sobre el despertar de un sentimiento dificil de comprender. No sé qué edad tenéis, pero seguro q comprendéis lo que quiero decir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sawako y Kazehaya me parencen dos personas adorables y especiales, sin embargo, mi problema es su relación. Este anime es más acerca de la superación que de romance. Un saludo.

      Eliminar

Vintage© por Belén Vieparoles :: Plantilla optimizada para Mozila y Chrome :: 2012